17/09/2014 - 12:30 AM
Al Instante

RECOMIENDA IMSS ATENDER A TIEMPO LAS ÚLCERAS POR PRESIÓN

Compartir en Facebook
  • Estas lesiones ocurren cuando el paciente se desliza sobre una superficie y fricciona con otra, dañando a la piel 
  • Una UPP no atendida a tiempo, puede ocasionar lesión de tejidos profundos, riesgo de una infección y complicaciones graves en el estado general del paciente

UlcerasReynosa, Tam.- Uno de los padecimientos más comunes que se atienden en las áreas de medicina interna en los hospitales de segundo nivel del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tamaulipas, son las llamadas úlceras por presión (UPP), que son lesiones de origen Isquémico (falta de flujo sanguíneo) localizadas en la piel y en los tejidos subyacentes que sufrieron pérdida cutánea.

Estas lesiones son generalmente causadas por la presión sobre las prominencias óseas, cuando el paciente se desliza sobre una superficie y fricciona con otra, dañando a la piel; se presenta con frecuencia en pacientes que se encuentran postrados y en quienes sufren daño en los tejidos, y son entre el 29% y el 32% de los afectados los que deben ser hospitalizados.

El doctor Mario Alberto Garza Cantu, Jefe de Medicina Interna del Hospital General de Zona (HGZ) N° 15 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Reynosa, Tamaulipas, explicó que las úlceras son también conocidas como escaras por presión o por  decúbito y úlcera de decúbito, y tienen cuatro clasificaciones.

Detalló que estas son: el estadio I, que es el eritema cutáneo que no palidece, con piel intacta. La decoloración de la piel, el calor local, el edema y la induración, se pueden presentar como indicadores, particularmente en las personas con piel obscura.

El estadio II, que es  considerado como la pérdida parcial del grosor de la piel, que afecta a la epidermis, a la dermis o a ambas.

El estadio III, que es cuando la úlcera es más profunda, y afecta la totalidad de la dermis y al tejido subcutáneo, pudiendo afectar también a la fascia muscular; y la cuarta y última clasificación, se reconoce por la destrucción extensa de los tejidos del hueso o de las estructuras de soporte, con o sin pérdida total del grosor de la piel.

Garza Cantu, advirtió que una UPP no atendida a tiempo, puede ocasionar lesión de tejidos profundos, riesgo de una infección y complicaciones graves en el estado general del paciente.

Derivado de lo anterior, señaló que para el tratamiento y atención de este tipo de pacientes, tanto en los hospitales como en el hogar, se debe mantener la ropa de cama limpia, seca y sin arrugas, mantener la piel limpia y seca evitando la fricción, utilizando agua tibia y jabón neutro para su higiene.

Mientras que para los pacientes catalogados de alto riesgo, o que presentan UPP más avanzadas, indico que las enfermeras aplican ácidos grasos hiperoxigenados en las zonas de riesgo sin dar masaje, así como valorar el estado nutricional y de hidratación, mantener la cama hospitalaria lo más horizontal posible, y revisar siempre cualquier contraindicación.

Puntualizó que el IMSS asiste y auxilia en los diferentes casos que se presentan las UPP, y sugiere a quienes padecen esta enfermedad, acudir puntualmente a las consultas en sus hospitales correspondientes.

Los comentarios están cerrados.

Scroll To Top